Paisajes cercanos. Exposición personal de Manuel Alejandro Quesada

9 de abril de 2015
Fondo Cubano de Bienes Culturales, Cienfuegos, Cuba

Se le atribuye a Shakespeare la frase: “Desconfiad de todo aquel que no ame al arte”, y a Lorca el haber sentenciado: “Es un arpa de troncos duros”, en ocasión de sopesar la inmensidad del arte cubano.
Pues cierto culto a la naturaleza, luego de las mutaciones de tendencias y estilos alrededor del realismo paisajístico y campestre, es la nueva esencia de la mirada gráfica del autor de “Paisajes cercanos”;  escenario de exclusiva cohesión poética e intensamente veraz que descubre apariciones desde el secreto mágico del oficio con las perfectas hendiduras acanaladas, espontáneas y sinuosas que estetizan lo real, lejos de toda utopía.
La perspectiva del espacio es para Quesada el drama que acentúa los detalles dulces y apacibles llegados desde las manos de la madre natura con todo el frescor del follaje, la pureza de las rocas y las traslúcidas  aguas de ríos y arroyuelos; pretexto naturalista manejado oportunamente para la grata conversación entre las técnicas y los temas que advierten recogimientos y silencios, desde las serenas gamas de tonos fríos y recurrentes y para las detalladas profundidades incisivas de fuertes contrastes entre líneas y curvas, luces y sombras, así como en los variados soportes que obedecen al ejercicio de la grafía actual, todo lo que suple la palabra para abrir puertas a un nuevo lenguaje visual, subordinado  a la pureza de cada aparición.
¿Por qué camino puede conocerse mejor a un hombre que por el de sus propios sueños?

Lic. Celia Joya


Galería de imágenes



Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *